Martes 20 de Octubre de 2020
 

           
Boca toma distancia de Sebastián Villa y no volvería al club
Formosa - Sociedad
22/05/2020 09:31:00
Ameal reiteró que primero tiene que "hablar la Justicia". El futbolista no fue saludado en las redes sociales de la institución xeneize por su cumpleaños.

En Boca hay enojo y decepción con Sebastián Villa y habría una postura en el seno de la dirigencia para que el delantero no vuelva a jugar con la camiseta azul y oro. Desde el club buscarían una salida negociada para que siga su carrera en el exterior, mientras la Justicia resuelve la causa por violencia de género por la denuncia que realizó su expareja Daniela Cortes.

Villa tendrá que presentarse hoy a declaración indagatoria ante la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) de Esteban Echeverría, a cargo de la fiscal Verónica Pérez. El abogado de la denunciante, Fernando Burlando, aseguró que la causa penal contra el colombiano "terminará en juicio oral y con una condena".

Al respecto de esta situación, ayer el presidente de Boca, Jorge Amor Ameal, expresó: "Todo preocupa, todo lo que tenga que ver con Boca nos preocupa, vamos a escuchar fuertemente a la Justicia y vamos a hablar en consecuencia".

"Ni bien la Justicia se expida nosotros lo vamos a hacer inmediatamente. No hagamos como siempre pasa, el linchamiento mediático. A la gente hay que juzgarla por sus actos. Si es culpable, que lo culpen, nunca apoyaríamos un acto de violencia, pero es algo que tiene que resolver la justicia", agregó en declaraciones a Radio Del Plata.

El martes 19 de mayo fue el cumpleaños de Villa y desde las redes sociales del club no lo saludaron como hacen con todos los futbolistas. No fue un olvido sino una estrategia. La Comisión Directiva no quería ser criticada por desearle un "feliz cumpleaños" a un jugador acusado de violencia de género. Fue la primera señal de la muy probable salida.

Boca es dueño del pase de Villa y no va a rescindirle el contrato porque sería un perjuicio económico patrimonial. Por eso se espera que lleguen ofertas, sobre todo por un préstamo, para que pueda seguir jugando en algún equipo que luego pueda comprarlo.

A mediados del 2019, el club le mejoró el contrato y subió la cláusula de salida a 30 millones de dólares, una cifra prácticamente imposible de pagar por la grave crisis económica en el mundo a causa de la pandemia de coronavirus.




















SOCIALES