Lunes 25 de Junio de 2018
 

           
El oficialismo firmó dictamen rechazando el desafuero de Aída Ayala
Nacionales - Política
05/06/2018 19:55:00
Los diputados de la oposición se resistieron a acompañar la decisión del oficialismo, que consideró que al concederle la Cámara Federal a la diputada la eximición de prisión, no tenía sentido el pedido original de la jueza Zunilda Niremperger. Tonelli (Pro) dijo que aguardaba hasta este miércoles a las 12 la firma de otros dictámenes.

Los diputados oficialistas que integran la Comisión de Asuntos Constitucionales firmaron este martes un dictamen rechazando el desafuero de la diputada Aída Ayala, al interpretar que el pedido ya no tiene sentido a partir de la resolución de la Cámara Federal del Chaco que le concedió a la exintendenta de Resistencia la eximición de prisión.

Ni los diputados del bloque Justicialista, ni los del Frente Renovador, y mucho menos los del Frente para la Victoria aceptaron acompañar el dictamen, ante lo cual el titular de la comisión, Pablo Tonelli (Pro) dijo que aguardaba hasta este miércoles a las 12 la firma de otros dictámenes. El dictamen del oficialismo contiene 17 firmas y se descuenta será el de mayoría.

En efecto, Tonelli dijo que “no tenía ningún sentido” avanzar con el desafuero hasta que no se resolviera la situación procesal de la diputada. Remarcó que “después de la segunda indagatoria vino el procesamiento y la prisión preventiva”. Pero, el titular de la comisión resaltó que el hecho “más importante y transcendente” fue el fallo de la Cámara Federal de Apelaciones de Resistencia que dictó la eximición de prisión, “lo que implica que la diputada Ayala no puede ser detenida”.

Señaló además que en ese fallo, la Cámara indica que la Ley de Fueros establece que un desafuero debe darse “solo ante la negativa del legislador de concurrir a indagatoria”. Y que Ayala “concurrió a dos”, insistió. El desafuero de un legislador solo procede para detenerlo, pero para la radical “rige respecto de ella la eximición de prisión”. “Corresponde rechazar el desafuero porque fue prematuro, porque su objeto se ha vuelto abstracto y porque no hay posibilidad de detenerla”, interpretó Tonelli.

Por el kirchnerismo, Leopoldo Moreau sostuvo que el tratamiento del desafuero de Ayala “dejó al desnudo el doble estándar en el Parlamento, en los medios de comunicación y en el Poder Judicial”. Subrayó que “queda pendiente” la discusión sobre “cómo se interpreta la Ley de Fueros” y cuestionó que el trámite en la comisión “marchó en consonancia con la defensa de la diputada” ante la justicia.

En tanto, Marcos Cleri (FpV-PJ) comparó el caso Ayala con Julio De Vido y denunció la “arbitrariedad política” de manera de “perseguir a todo aquel que piensa distinto”. Por otra parte, dijo que mientras en la causa por encubrimiento a Irán, por la que tiene pedido de desafuero la senadora Cristina Kirchner, “no hay nadie detenido”, mientras que en la causa en que se investiga a Ayala “están todos presos, excepto ella”. El camporista pidió “fijar criterios claros” en la comisión sobre cómo tratar estos temas.

Desde el oficialismo, el radical Gustavo Menna señaló que la Cámara Federal de Apelaciones de Resistencia “descalifica de modo tajante” el pedido de la jueza y habla de “la invalidez de la decisión judicial”, al tiempo que Lucas Incicco (Pro) consideró que Ayala y De Vido son “situaciones absolutamente diferentes” por lo que “es imposible de hablar de doble estándar”.

Entonces resaltó que en el caso del exministro de Planificación también “había una fallo de la Cámara para resolver sobre el desafuero”, pero que en ese caso sí ratificaba la detención.

El kirchnerista Rodolfo Tailhade criticó que la jueza Zunilda Niremperger “va a ser la próxima enemiga del oficialismo en el Consejo de la Magistratura”, porque “la van a mandar a juicio político”, y se preguntó: “¿Qué van a hacer con (Martín) Iruzun que hizo lo mismo con De Vido?”. Para el legislador el caso de Ayala y De Vido son “exactamente la misma situación”.

El salteño Néstor David (Justicialista) enfatizó: “No tenemos ni un oficio de la Cámara ni de la jueza diciendo que queda sin efecto el pedido de desafuero”. “Creo que el dictamen es apurado”, y sugirió “esperar el tiempo suficiente” y “pedir la aclaración correspondiente” a la justicia.

El massista Raúl Pérez destacó que “la causa no terminó, está pendiente, abierta y en plena investigación”, incluso con nuevas “pruebas” que “implican a la diputada”. “No somos la cámara revisora de la jueza”, se quejó, aclarando que “no tenemos apuro para levantar la mano para desaforarla o no, pero tampoco para archivar el pedido”.

En ese marco, el jefe del interbloque Cambiemos, Mario Negri, dijo que lo que lo “preocupa” es que “un juez de primera instancia tome el acto de la indagatoria para agravar la situación procesal del imputado y no como un acto de defensa”. “Están en riesgo los ciudadanos imputados que tengan que ir a ese tribunal”, consideró.

El radical expresó que si en un futuro “la diputada Ayala resulta responsable, nosotros vamos a proceder como corresponde”. Aclaró que “no estamos absolviendo a la diputada” porque “hay un proceso que sigue”.

El cordobés mencionó además que en la causa que tramita Claudio Bonadio y en la que hay 100 intendentes imputados, “50 son de Chaco y la diputada Ayala no está dentro de ese grupo”.






















SOCIALES